El aceite de oliva: fuente natural de vitamina E

Aceite de oliva y vitamina E

El aceite de oliva es un producto que nos aporta, a través de nuestra dieta, múltiples beneficios.

Es rico en ácidos grasos monoinsaturados, gracias al ácido oleico. También es rico en polifenoles y sustancias antioxidantes que protegen nuestro organismo de diversas enfermedades y del envejecimiento prematuro. Sin embargo, no nos debería pasar desapercibido su gran contenido en vitaminas liposolubles, principalmente en vitamina E  (también conocida como tocoferol).

La vitamina E o tocoferol es una vitamina liposoluble que se encuentra de forma natural en determinados alimentos de origen vegetal. El aceite de oliva es muy rico en vitamina E, ya que 100 gramos de aceite de oliva contienen aproximadamente unos 12 mg de esta sustancia (y las necesidades diarias de un adulto son de 15 mg).

el-aceite-de-oliva-fuente-de-vitamina-e
Aceite de oliva y vitamina E

Funciones de la vitamina E:

  • Antioxidante: La vitamina E o tocoferol es un antioxidante natural que actúa neutralizando los radicales libres que pueden dañar las membranas de las células. De esta forma ayuda a proteger al organismo de sustancias nocivas como toxinas, radiaciones, etc.

Por tanto, ayuda a reforzar la protección del organismo frente a diversas enfermedades infecciosas, diversos tipos de cáncer y a frenar de forma natural el proceso de envejecimiento.

  • Es necesaria para conservar la salud ocular y lograr una buena visión.
  • Es imprescindible para mantener la buena salud del sistema nervioso, ya que esta vitamina liposoluble es fundamental para la transmisión de los impulsos nerviosos, el buen funcionamiento cerebral y para evitar la depresión. Una ingesta adecuada de esta vitamina parece proteger de los problemas de demencia en la vejez.
  • Es necesaria para mantener la piel en buen estado y favorecer la cicatrización de cualquier herida.
  • Esta vitamina también es necesaria para mantener una buena producción de hormonas sexuales por lo que favorece la fertilidad.
  • También es necesaria para mantener la salud cardiovascular.

Estas son solo algunas buenas razones más para introducir en nuestra dieta diaria aceite de oliva, ya que es una fuente natural de esta vitamina tan necesaria para nuestra salud ¿nos la vamos a perder?

Aceite de oliva. Otros artículos de interés

Scroll al inicio